Portada
Actualidad
Opinión
Política
Sociedad
Cultura
Entrevistas
Deportes
Humor
Psicología
Ocio
Curiosidades

Envíanos tu artículo

 
 
Pueblos
Servicios
Hemeroteca
Fotografías
Enlaces Interés
 
 
 
¿Quiénes somos?
Publicidad
Contacto
Localización
Suscripción
 
 
Diseño Web
 
 
 
 
 
Opinión
Hoy es Martes, 21 de Agosto de 2018
POR ANTONIO MARTÍN
FEBRERILLO EL LOCO: DE ROOSVELT A LOS YAYOFLAUTAS
Publicado el 15 de Marzo de 2018, Jueves

Opinión -

No me gusta EEUU, ni tampoco sus presidentes, esos millonarios que juegan al poder apostando fuerte porque están bien respaldados. Pero es verdad que de vez en cuando, como todos nos miramos en nuestros jefes, podemos volver a ellos y, por ejemplo, recordad en este febrero loco español que Franklin D. Roosevelt reivindicó en su Discurso de las Cuatro Libertades "cuatro libertades humanas esenciales": la libertad de expresión, la libertad religiosa, la libertad de vivir sin penuria y la libertad de vivir sin miedo. Luego Rubén Darío le dedicó unos versos prosaicos y nada ejemplares, tipo: Eres los Estados Unidos,/ eres el futuro invasor. Pero eso es otra historia.

 

Centrémonos en las libertades esenciales. Porque el americano las presentaba como el bálsamo para alcanzar el futuro en un mundo de posguerra. Nosotros no estamos en esa situación, pero hay que preguntarse, por lo menos esto: ¿qué pasa con la libertad de expresión en España? Si se le llama genéricamente a los borbones ladrones, cárcel para un chaval de apenas 18 años, cuando escribió su rap, aunque no se aleje mucho de la verdad, si aceptamos que Urdangarín forma parte de esa familia, por no levantar la liebre de la Fiscalía contra este periódico. El alcalde de Pontevedra demanda a un periodista por su investigación sobre narcotráfico (Fariñas, editorial Libros del K.O., ya cuesta en el mercado de segunda mano más de 300€) y un juez ni corto ni perezoso dicta un secuestro del libro. Sí así se llama secuestro. Y, por último, una empresa privada, eso sí, pero en un evento tan público como una Feria Internacional de Arte, acaso la más importante de España,  va y retira la obra de Santiago Sierra sobre los presos políticos en España. Sí, así lo llama este artista. Y para eso tiene libertad de expresión y entiende el arte a su manera, nos guste más o menos su obra.

 

Este febrero español ha sido más loco que nunca. Es la primera vez que no hemos tenido que recurrir al 23 F para animarnos. Pero creo en cualquier caso que la libertad de expresión se encuentra por unos derroteros inimaginables en una democracia moderna. Menos mal que todavía nos quedan los jubilados, para gritar y rodear el Congreso. Aunque no había muchos jóvenes apoyándolos, ellos sí son la marca España, el futuro esperanzador de nuestro país,  pero les queda poco tiempo a ellos y a nosotros para llenar las calles de voces que se expresen libremente y reivindiquen la justicia social que nos sustraen los imbéciles que juegan con nuestras libertades. Esenciales las llamó el cazador Roosevelt.

Opinión : Últimas noticias

LA MONARQUÍA, UN FETICHISMO

CAMBIO DE PARADIGMA

EL PROBLEMA DEL DISCURSO DE LA IZQUIERDA

  • Comentarios de los lectores
  • No hay comentarios para esta noticia... Se el primero en comentarla!
Comenta esta noticia


Nota: los comentarios serán publicados tras ser revisados, por lo que pueden no aparecer inmediatamente tras ser enviados.
 
Portada - Contactar - Pueblos - Inscripción - Escribe tu artículo - Hemeroteca
Guadiato Información - www.publicacionesdelguadiato.com
Diseño web : azuanet